Novedades

domingo, 22 de septiembre de 2013

"El azúcar es la más peligrosa droga", dice el responsable de Salud en Ámsterdam

Ganador del sorteo del post anterior: Maeve (mi mail, david_europa@hotmail.com)




Me pasaba la noticia estos días una lectora del blog, y no he podido menos que dedicar ex profeso un post para compartirlo con vosotros. Se trata de Paul var del Velpen, responsable del salud de Ámsterdam, la capital holandesa, quien no se anda con tonterías ni apaños cuando afirma que el azúcar debería tener regulaciones semejantes al tabaco o el alcohol. Velpen dice con razón que cuando consumimos grasas o proteínas alcanzamos una saciedad llegado un punto que en el caso del azúcar parece estar ausente: queremos más y más. 

Velpen plantea medidas tales como advertencias en los productos con destacado contenido de azúcar o una imposición fiscal específica para hacer más onerosos su producción y consumo. No en vano, Velpen asegura que el azúcar es poco menos que la droga más popular de nuestro tiempo, si bien no deja de resultar curioso que esto se produza en un país como el holandés donde la desregulación de las drogas es importante en comparación con el resto de países. 

No le falta razón a este político cuando asevera que el azúcar es un innegable responsable del aumento de los costes sanitarios que en gran parte soportan los Gobiernos. Así, una manera de reducir la factura sanitaria sería limitando de algún modo el consumo de azúcar. Como digo, esta argumentación al menos no puede resultarme más correcta.

En cualquier caso, y como he repetido otras veces, los Gobiernos no están para protegernos de nosotros mismos; es decir, si uno consume alcohol, sustancias nocivas o peligrosas o practica el puenting es decisión exclusiva de cada uno. Buscar la salud y el bienestar físico es un derecho de cada uno, no una obligación impuesta. Dicho lo cual, dado que asumimos que los Gobiernos existen y seguirán haciéndolo y precisan la financiación vía impuestos, sí elegiría para gravar fiscalmente con predilección sustancias o bienes de consumo que resultan lo más objetivamente posible nocivas para salud e integridad física humanas como el tabaco, el alcohol, la cocaína, heroína (en estos dos últimos casos no es la situación porque el Gobierno las ha convertido en sustancias ilegales, cuestión que no comparto porque me parece que genera más problemas sociales como mafias, mercados negros con adulteraciones etc). 

Pues bien, yo voto por añadir otra a esa lista de sustancias lo más objetivamente posibles como nocivas para la salud e integridad física -y mental- humanas: el azúcar. 

--------------------------

Si no viste el imprescindible documental que hace no mucho compartí aquí sobre el lobby del azúcar, ahora es buen momento para hacerlo. Precisamente la realidad que muestra este documental me hace ser bastante pesimista sobre cualquier intento de avanzar ya sólo en información al consumidor sobre la verdad del azúcar.

Y ése es el gran problema. Lobbies como éste no están ya sólo contra la salud, pues uno tiene derecho a no cuidarse si así lo decide. El problema último es que el lobby del azúcar está contra la verdad. Y uno no tiene derecho por supuesto a que le defrauden.


17 comentarios:

maria vargas dijo...

A favor de la libertad, pero de la libertad informada. Todo el mundo tiene derecho a suicidarse como estime oportuno (comiendo mal, fumando, deporte de riesgo, baja tolerancia a la fustración), pero es necesario que no te engañen y te digan claramente el daño y adicción que te causa el azúcar.
De todas formas, yo estoy alucinada con lo del tabaco. LLevaba 30 años fumando y lo he dejado porque estuve dos días internada en el hospital. Pues bien, el mono físico fue casi inexistente...
Con esto quiero decir que estoy desconcertada, y que puede que la misma sustancia no afecte por igual a todo el mundo.

albertodjusto dijo...

Respecto del docu estoy de acuerdo excepto con la última parte. El semáforo no es buena idea por estigmatizar los productos desde el estado. Es mejor y más liberal dar la información y que la gente le coloque sus propios semáforos personales. Y en particular para ponerle mis semáforos el sistema actual de presupuesto diario de calorías me parece útil.

Beatriz dijo...

"En cualquier caso, y como he repetido otras veces, los Gobiernos no están para protegernos de nosotros mismos; es decir, si uno consume alcohol, sustancias nocivas o peligrosas o practica el puenting es decisión exclusiva de cada uno. Buscar la salud y el bienestar físico es un derecho de cada uno, no una obligación impuesta".

Sí y no. Es decir, si un niño está expuesto desde pequeño al bombardeo publicitario de los donuts, la coca-cola y demás cosas, eso es lo que aprenderá que le gusta porque aún no tiene pensamiento crítico. Y cuando sea mayor será más difícil cambiar su dieta por más que sepa que es bueno y qué no. En cierta manera si que debería ser obligación de un gobierno informar y regular estas cosas. Un ejemplo (que no cuesta nada hacer) es cambiar las máquinas de los coles públicos de bollería industrial por esas otras de frutas y vegetales. Otro, regular la publicidad de estos productos en las televisiones públicas. Se pueden hacer muchas cosas si no se antepusiera siempre el dinero a todo lo demás.

Anónimo dijo...

Beatriz ese problema no existiría si el Gobierno vendiera sus televisiones y colegios y cada uno fuera libre de ofertar lo que desee y financiarse del pago voluntario de sus usuarios o padres. Igual de injusto es q un ciudadano financie contra su voluntad colegios públicos con bollos y colas q uno con fruta y verdura si es contra su voluntad. El Gobierno debe obligar a no engañar ni defraudar pero no a elegir lo sano o insano.

SARA dijo...

Vi la otra vez el documental del lobby del azúcar. Y se lo hice ver a mi chico porque a mi me impactó y quería compartirlo.

Aparte ésto en la libertad que nos otorgas para hablar de lo que queramos aunque el tema no sea el de la entrada del post, quería hacerte una consulta.

Un lector que comentaba antes por aquí, Mario creo que se llamaba, apuntó una vez que todos los glicoles son alcoholes. El caso es que he comprado un producto cuyo segundo ingrediente es BUTYLENE GLICOL, esto causa oxidación?, me está quemando viva?, acaso estoy mas desinfectada que una herida?. Es un agua micelar. Pero me llama la atención que muchos productos incluyan HEXYLENE GLICOL o el arriba mencionado BUTHYLENE GLICOL y luego pongan en mayúsculas en la etiqueta "NO CONTIENE ALCOHOL".

Cual es la verdad?.

Adolfo David dijo...

El butylene glycol es un ingrediente seguro y no irritante, no todos los alcoholes son irritantes. En realidad es más parecido al propylene glycol que es humectante que a un alcohol etílico. No me parece fraudulento del todo que ponga que no contiene alcohol.

Anónimo dijo...

Adolfo David Lozano,¿quién ha sido el afortunado/a que ha ganado el sorteo?,¡estoy en pascuas!jajajajaj

Adolfo David dijo...

Edité el post y lo puse al comienzo del mismo arriba.

pablo dijo...

Adolfo, me he leido el libro de Loren Cordain sobre la paleodieta y me ha sorprendido que cargue contra la grasa animal y que excluya productos como la mantequilla o la nata. Que opinas? A ti si te he leido defensa de esos productos.

Adolfo David dijo...

Porque Cordain pertenece a la corriente paleo inicial digamos donde también se ubicaría Barry Sears. Luego están los primal como Mark Sisson o Michael Eades que sí defienden el consumo saludable de grasas saturadas. No tiene más intríngulis. La grasa animal y saturada divide en dos corrientes el universo paleo digamos.

No obstante leí que en inglés sacaron una nueva edición de Paleodiet donde Cordain matizaba un poco su opinión sobre las saturadas.

Anónimo dijo...

Es curioso, en un tebeo del Juez Dredd de hará unos 20 años, los jueces ya perseguían a los traficantes de... ¡azúcar!, por ser suténticos criminales.

Maeve dijo...

Qué fenómeno. Los dos productos del sorteo me vienen como anillo al dedo. Los suplementos son perfectos para mis problemillas de salud. Muy agradecida :)

Yo empiezo a sentirme optimista. El intercambio de información en un mundo donde ya existen más vías de comunicación que la "oficial" llega, al contrario de lo que antes pensaba, a mucho más público del que era esperable.

Para @maría vargas, es cierto: lo que te está ocurriendo pasa algunas veces al dejar ciertas sustancias adictivas. Y es más fácil recaer cuanto menos esfuerzo hayas puesto en el proceso. Es conveniente no te confiarse. Te podrán dar muchos testimonios que corroboren que, en una próxima ocasión, dejarlo puede ser un infierno. ¡Aprovecha la oportunidad!

Anónimo dijo...

¿Qué opinas del sirope de ágave? ¿Y de la stevia? Porque he leído un poco de todo. Yo hace tiempo que sustituí el azúcar por sirope de ágave. Gracias. Cristina.

maria vargas dijo...

Si, me da un poco de miedo confiarme, pero ya voy para 9 meses Maeve. Gracias por los ánimos.

Floppy dijo...

Hola Adolfo David, me ha parecido muy interesante el artículo, sigo tu blog desde hace tiempo pero es la primera vez que me he animado a escribir.
Comparto muchas de las ideas aquí publicadas y de hecho gracias al blog he cambiado algunos hábitos alimenticios y también mi rutina cosmética con buenos resultados (de hecho utilizo el exfoliante de BHA de tu marca y me va fenomenal)

Volviendo al tema del azúcar he decidido tomar stevia pero he oído de todo, tanto bueno como malo y me hace dudar de su consumo. Sigo algunos blogs de nutricíon y muchas veces acaban creándome mas dudas en lugar de arrojar luz debido a mi escaso conocimiento del tema.
Lo último que leí sobre la stevia fue esto http://midietacojea.com/2013/07/08/lo-natural-de-la-stevia-quimifobia-del-e-960/ un artículo escrito por un nutricionista que escribe en naturarla.es y que siempre me pareció bastante coherente.

Espero me puedas dar tu opinión y sacarme un poco de dudas. Muchas gracias!

Carmen dijo...

David es curioso, cuando dejas el azúcar en general y tomas ocasionalmente algo dulce, te empalaga tanto que dan náuseas . Eso me ha pasado esta noche, me he tomado un plátano a trocitos pequeñitos mezclado en un yogur natural, y que asco me ha dao, me ha empalagado tanto que he tenido que abrir una lata de bonito y comer unos trocitos pa quitarme tanto sabor a dulce. Es increíble cómo se acostumbra el paladar!

manolo puerto dijo...

Yo , tras leer el fantastico y controvertido libro del Dr.Atkins, dejé el azucar hace treinta años, y aumentado mi calidad de vida al 100 %
Efectivamente, el azucar es el "!veneno blanco", y la gente no se entera, y además te miran como que no comprenden nada.